15 de marzo de 2008

Malditos chinos...

Pekín lanza un ultimátum a los manifestantes de Tíbet tras los graves disturbios.

Las autoridades chinas han dado un plazo de 48 horas para rendirse a los manifestantes de la capital tibetana, donde se han registrado los peores episodios de violencia desde 1989muerte de diez civiles, según ha reconocido el Gobierno de Pekín. Los grupos de tibetanos en el exilio, sin embargo, elevan la cifra de muertes confirmadas a 30, aunque señalan que la cifra podría ser superior al centenar.

Leer más aquí:
http://www.elmundo.es/elmundo/2008/03/15/internacional/1205588601.html

Pobres tibetanos. Chinos, dejad de incordiar tanto. Chinos malos. ¿Cómo podríamos diezmarlos? Sería lo mejor por la cuenta que nos trae.